24.10.05

Junta de Cafetería

Quien nunca ha asistido a una Junta de Cafetería no sabe lo que de ellas puede salir. Si además era, como la de hoy, según palabras de la Patry, una Junta Urgente de Cafetería, más razones para el despiporre general. En este caso a costa de mi persona e, indirectamente, de la de la pobre Meiko, todo por un pequeño desliz imaginativo del amigo Kike.

Lo que allí se ha comentado lo saben los que en ella estuvieron presentes, obviemos esos datos para estas lineas, aunque sé que al final todo se sabe. Pero bueno, al final, o sea, que yo no lo diré. Pero eso sí, debo decir que, aunque acudí a ella francamente acojonado ante lo que me podría encontrar, pudo haber sido peor, en vista del percal.

En fin, que próxima Junta de Cafeteria el lunes que viene, con sesión preparativa este miercoles. Hala, lo dicho...